Saltar al contenido principal
Castelló
ContactaMapa Web

COTS Castelló reclama revertir el “déficit histórico” de profesionales del Trabajo Social en el sistema educativo valenciano

martes 18 de mayo de 2021 COTSCS

A su “infrarrepresentación” en los centros docentes, las y los trabajadores sociales de Educación lamentan las limitaciones para poder realizar su labor

Castelló, 18/05/2021.- Atienden situaciones de vulnerabilidad social en las aulas. Son determinantes en la detección e intervención ante casos de riesgo. Trabajan por la inclusión educativa. Prestan apoyo al centro escolar informando al equipo directivo y docente sobre la normativa de garantías de protección y derechos de la infancia y la adolescencia. Orientan e intervienen con las familias del alumnado.

La labor de las y los trabajadores sociales en el sector de la educación “es clave”, atesora una experiencia “de más de 30 años” y sin embargo “hay una situación de déficit histórico de la presencia de nuestra figura profesional en el sistema educativo valenciano, con una ratio inadecuada y una presencia de profesionales del Trabajo Social insuficiente para poder desempeñar un trabajo de calidad”, denuncia Jaume Agost, presidente del Col·legi Oficial de Treball Social de Castelló.

“La esencia de nuestra profesión es la intervención, y las ratios no nos permiten desarrollarnos profesionalmente”, matiza Jaume Agost.

En la misma línea se expresa Cruz Javier Carpintero, vocal de Educación y de las áreas de Infancia, Adolescencia y Juventud del organismo castellonense. “Cualquier colegio, cualquier aula, tiene alumnado con situaciones de inadaptación, necesidades sociofamiliares y de compensación educativa de desigualdades, por lo que nuestra presencia es pertinente y necesaria, y por supuesto en mayor número, para que no sea llegar a “apagar fuegos”; si lo que queremos es la inclusión educativa, hacen falta más trabajadoras y trabajadores sociales”, apostilla.

Según Carpintero, todo el trabajo que están desarrollando los profesionales del sector en las aulas “es posible gracias a su formación, metodología de intervención e instrumentos específicos. Queremos pensar que el déficit histórico se debe al desconocimiento que la Conselleria de Educación pueda tener de las intervenciones y abordajes que desde el Trabajo Social se realizan y se deberían realizar desde el ámbito educativo”, señala.

A la “infrarrepresentación” de estos profesionales en el conjunto del sistema educativo valenciano, desde el COTS Castelló apelan también a las limitaciones con las que se encuentran las y los trabajadores sociales de Educación para poder realizar su labor. Citan por ejemplo el hecho de no disponer de espacio propio en el sistema Ítaca ni acceso al mismo de forma autónoma para el diagnóstico social y los aspectos sociofamiliares y comunitarios de las valoraciones profesionales. El Ítaca 3 recoge datos de interés para la intervención social como los relativos al absentismo escolar, becas o necesidades de compensación de desigualdades, intervenciones sociales con el alumnado y sus familias, “y no poder entrar en el sistema implica una pérdida valiosa de tiempo a la hora de consultar información del alumnado”, señalan.

Además recuerdan la “inestabilidad laboral” que sufren “porque no accedemos al sistema de concurso de traslados”; el hecho de no ser considerados en la normativa como personal de inclusión en los Colegios de Educación Especial; no formar parte, en el caso de algunas compañeras, de las Comisiones Municipales de Absentismo de las concejalías de Educación; así como carecer de acceso al registro de necesidades de compensación de desigualdades para crear o aportar situaciones detectadas o anular la vigencia de dichas necesidades, entre otras cuestiones.

Por otro lado, junto a la demanda del incremento de ratios y la eliminación de las limitaciones laborales, desde el COTS Castelló ven necesaria también la incorporación de las y los trabajadores sociales a los Institutos de Secundaria y Bachillerato y Formación Profesional; así como la presencia de un trabajador o trabajadora social exclusiva en cada Colegio de Educación Especial.

El malestar que genera esta situación ha sido puesto sobre la mesa en las distintas reuniones mantenidas desde el COTS Castelló con responsables de la Conselleria de Educación. La última, el pasado mes de marzo.

Un encuentro en el que junto a esta reivindicación histórica se puso de manifiesto además la “preocupación” del sector ante el nuevo modelo de orientación educativa del Consell (contra el que han alegado los tres colegios de Trabajo Social valencianos) plasmado en un decreto para el próximo curso y que, entre otras medidas, contempla la supresión de los 34 Servicios Psicopedagógicos Escolares (SPE) que hay en toda la Comunitat Valenciana. Cinco de ellos están en la provincia de Castelló, y uno de ellos carece de trabajador social. Precisamente este pasado sábado el colegio castellonense participó junto a sus homólogos valencianos en la manifestación convocada en Valencia en defensa de este tipo de servicios.

Agost recuerda que dentro de los equipos multiprofesionales que integran los SPE’s, los trabajadores y las trabajadoras sociales “son la figura de referencia para atender las necesidades de la población escolar en situación de riesgo o desventaja social”

Comentarios

Aún no hay comentarios